Contacto via Email [email protected]
Contacto Telefonico 2908 0911
Contacto via correo Plaza de Cagancha 1162

Política comercial. Los aranceles externos

Mag. Álvaro Sánchez Balcewich | Montevideo

@| \”El prosecretario de la Presidencia Diego Cánepa manifiesta que todo lo demás que no sea Brasil y Mercosur es un error geopolítico, refiriéndose a la política comercial que lleva adelante el gobierno.

Puede que la historia le dé la razón en varias de sus etapas, pero en otras la experiencia ha sido nefasta, o por lo menos no tan clara como pretende verla. Lo cierto es que las circunstancias cambian y nos dan la oportunidad de analizar en la historia los fracasos que han llevado al país prácticamente a la ruina, con efectos que aún hoy padecemos.

Más allá del relacionamiento político actual con nuestros vecinos (que por cierto no es el mejor), desde el punto de vista comercial se está planteando un suicidio similar al cometido en la década del 50, cuando la región se sumió en el más conservador sistema de sustitución de importaciones. Cerrar las fronteras al mundo nos ha costado y nos cuesta, al punto que para vender productos en nuestro país se recurre al `compre uruguayo`, `compre mano de obra uruguaya`, `compre garra nacional`, como si fuese un sinónimo de calidad, cuando en realidad no es más que un llamado sensiblero a comprar a precios más caros y muchas veces de baja calidad en industrias uruguayas, para que no quiebren y no tengamos que salir a bancarlas con más impuestos.

El cierre de puertas sólo fomentó el comodismo y la cultura de consumir lo que te dan, no lo que quieres comprar, simplemente porque no se puede acceder a productos de calidad importados por los altísimos aranceles que tienen los productos que compiten con los malos productos nacionales. Para este gobierno (como para otros anteriores), es una forma de ayudar a los uruguayos, cuando en realidad no hace más que hundirnos generación tras generación.

El Prosecretario cree equivocado pensar como Chile, que intenta denodadamente bajar el 6% de arancel externo (mientras aquí se plantea subir el AEC al 35%), solo porque geopolíticamente somos diferentes en el Cono Sur. Ellos al Pacífico y nosotros en el Atlántico. Pero se olvida que ambos pertenecemos al mismo bloque comercial y sus condiciones no son iguales que las nuestras. Ellos pueden hacer TLC con quienes quieran y nosotros tenemos que pedir permiso, y también `por favor` que nos dejen pasar los camiones a nuestros `queridos hermanos` cuando tenemos el pleno derecho.

Lo que plantea Cánepa no es un argumento geopolítico, sino de política comercial pura y dura. Desde el punto de vista geopolítico, Uruguay tiene una ubicación espectacular y sus condiciones naturales, políticas y por ahora sociales hacen que tengamos un potencial impresionante. Este potencial está ayudado principalmente por las instituciones, pero sobre todo porque somos chicos, somos pocos, medianamente parejos desde el punto de vista social (comparados con el resto de América Latina). Lo que faltan son cabezas que hagan una educación para el progreso, para el trabajo, con miras al futuro. Nuestro país estaba a la cabeza a nivel de software y ya estamos por quedar en la cola, porque los niveles educativos que requieren las empresas que están en las zonas francas ya son muy difíciles de encontrar.

Chile en cambio (y conste que lo inició la dictadura de Pinochet), a través de Pro-Chile desarrolló sistemas educativos de cara a la producción. No sólo a plantar uvas, sino a darle valor agregado a esas uvas. Chile ya no sólo exporta commodities; exporta valor agregado con alta tecnología mediante varios TLC y tratados bilaterales que le habilitan a vender bien. Esto no se hace con el 35% de AEC, y ya es difícil con un 6% de AE.

Si el Prosecretario (como su jefe) quiere amarrarse a Brasil, hagámoslo mediante un nuevo relacionamiento en el Mercosur, o bien con un nuevo PEC. Pero de ninguna manera atados a este Mercosur que nos pone las reglas de juego que tienen ganas los gobernantes de turno\”.

Compartir Política comercial. Los aranceles externos

Comentarios :